quiniela ganadora predicciones progol y ganagol

La magia del fútbol

Hace algunos días se vivió uno de los momentos más heroicos en el torneo más prestigiado de Europa a nivel de clubes, la Champions League. Se celebraba la fase de Octavos de Final y dentro de esta, un partido que parecería de lo más parejos, el París Saint-Germain vs FC Barcelona.

En el partido de ida celebrado en el estadio Parc des Princes, los franceses parecían haber dado 4 tiros letales a los Culés con un juego que sorprendió a propios y extraños. Muchos de los medios internacionales señalaron a los Catalanes de haber cavado ya su propia tumba en el partido de ida, tanto así, poniendo en duda la continuidad de su DT Luis Enrique.

Todo parecía perdido y con las estadísticas de cualquier índole en contra (como por ejemplo, la de que ningún equipo JAMÁS había dado una remontada de 4 goles en contra), se catalogaba al partido de vuelta en España como mérito trámite para que el equipo francés avanzara a la siguiente fase sin ningún problema.

Pero el fútbol tiene esa mística que sólo este hermoso deporte puede ofrecer. El FC Barcelona empezó haciendo lo suyo al imponerse 3-0 con un buen margen de tiempo para poder lograr la hazaña, pero el equipo francés por medio de su delantero sudamericano Cavani hizo el descuento para el 5-3 en el marcador global. Jugadores como Di María con un pasado madridista festejaban con gran algarabía y enmudeciendo a la vez a toda la afición culé.

Se celebraban los últimos minutos del partido de vuelta y todo parecía escrito, pero la magia del fútbol se adentró en la cancha del Camp Nou favoreciendo a los azulgranas, permitiéndoles conseguir un momento épico a través de los 3 tantos que mostraba un marcador global por 6-5, de esta manera las poco más de las 90,000 almas que fueron a presenciar este encuentro mostraban su alegría, tanto así algunos con invasión  a la cancha para festejar con sus jugadores este hecho que será recordado por mucho tiempo.

Este tipo de encuentros son claros ejemplos que no existe nunca nada escrito por más que una estadística o una historia lo marque como imposible. En el mundo de las quinielas se tiene información que nos da las predicciones de lo que pueda suceder durante un partido, pero cuando la magia del fútbol quiere ser la protagonista, elimina cualquier tendencia o estudio.